planea tu día

Planea tu día para sentirte bien

¿Sientes que te falta ilusión cuando empiezas tu jornada? Igual es que no sabes cómo plantear cada jornada y te parece que libras una batalla cuando abres los ojos. Planea tu día para que no haya quien te pare, aquí te explicamos cómo conseguirlo. 

Planea tu día con 5 sencillos pasos

Recuerda que a quien madruga Dios le ayuda, así que no seas perezoso y proponte una hora fija para levantarte todos los días. Y cuídate, porque eso es fundamental. Piensa que, cuando vas a salir a la calle, tienes que hacerlo con seguridad. 

Ilusionarse lo es todo y esto empieza cuando te levantas todos los días. ¿De verdad que quieres renunciar a disfrutar de tus tareas diarias? Aquí van unos pasos que, si los sigues, te cambiarán la vida:

1. Levántate tranquilo

Ojo, no te hablamos de que seas perezoso, pero sí que inicies el día con optimismo. La idea de que todo va a ir bien es positiva porque te ayudará a afrontar las dificultades. Ahora bien, preocúpate de haber descansado bien antes porque eso marca la diferencia; nunca renuncies a dormir lo que necesitas.

2. Organiza tus tareas el día anterior

La organización de tareas el día antes es fundamental. No dejes para mañana lo que puedas hacer hoy porque, así, te ahorrarás estrés. Hacer una planificación justo después de trabajar para el día siguiente permitirá que no rompas tus ritmos y que puedas descansar a pierna suelta. Cuando te levantes, ya sabrás lo que tienes que hacer desde el principio; para ello puedes utilizar un planificador de tareas.

Microsoft México @MSFTMexico ·5 ene.

Planifica tu día, semana y mes con anticipación para mantenerte equilibrado en tus actividades. Bloquea el tiempo en tu calendario de #Outlook para completar las tareas, de modo que puedas mantenerte organizado y tener el control de tu día a día. Aprende más aquí.

3. Aliméntate bien

Somos lo que comemos y eso se aplica a los distintos momentos del día. Sigue una dieta variada, bebe mucha agua, prepara un desayuno rico en carbohidratos, combina las vitaminas, proteínas y minerales en el mediodía y cena algo ligero. Esto se nota a nivel físico y psicológico, ya que te sentirás mejor porque le darás a tu cuerpo lo que necesita en cada momento del día.

4. Ponte metas que puedas lograr

Hay cosas que no dependen de ti, pero seguro que puedes incluir todos los días una meta que puedas lograr. Una pequeña tarea, una gestión, un favor a un ser querido… en definitiva, algo que te haga sentirte bien. Esta cuestión es relevante, porque te dará fuerzas y autoestima para probar otros desafíos más complejos. Y esto es algo que harás de forma regular.

5. Haz balance al final del día

Hacer un balance de los pros y contras te sirve para ver qué has hecho bien y lo que puedes mejorar. Ahora bien, ser crítico contigo mismo no equivale nunca a fustigarse, tenlo claro. La acción te permitirá planificar mejor el siguiente día y el largo plazo. 

A modo de conclusión

Planea tu día para aprovecharlo y disfrutarlo al máximo, vale la pena. ¿Te ha interesado este artículo? Queremos ayudarte a mejorar. Entra en la página web de Targgie o en el perfil de Instagram para saber más sobre crecimiento y desarrollo personal. 

Fuente de la imagen Unsplash

Sin comentarios

Dejar un comentario