hombre que se levanta

El HOMBRE QUE SE LEVANTA ES AÚN MÁS FUERTE QUE EL QUE NO HA CAÍDO

Victor E. Frankl dice que el hombre que se levanta es aún más fuerte que el que no ha caído. ¿Quieres entender el por qué esto es verdad? Aquí te lo explicamos mejor. 

El hombre que se levanta va un paso más allá de los demás

La resiliencia es la capacidad de sobreponerse a las situaciones complicadas. O, dicho de otra manera, aquella cualidad de levantarse cuando has caído. El propio Victor E. Frankl como psiquiatra sabía de lo que hablaba porque había sido prisionero de campos de concentración nazis durante la Segunda Guerra Mundial y había perdido a la mayor parte de su familia. 

Virginio Gallardo @virginiog ·20 abr.

Crecer desde la adversidad» Mapa Mental l sobre la #Resiliencia

La situación le hizo caer en una depresión y buscar sentido a su vida. Y es ahí donde pudo concluir que, efectivamente, un hombre que se levanta es más fuerte que el que no ha caído. La razón es que ha vivido su infierno particular y, por lo tanto, sabe lo que es tocar fondo. ¿No te ha pasado esto alguna vez? ¿Y no te has sentido más fuerte después? Esto es porque has demostrado una fortaleza que desconocías.

Cuando no sabes lo que es más duro, realmente no conoces cuál es tu límite. Y lo peor es que estés en tu zona de confort sin saber que esta lo es. Por ese motivo, las personas que han superado una situación muy dura van un paso por delante de las demás. Estas son las principales ventajas:

Saben establecer mejor sus prioridades

Las situaciones complicadas o límite permiten separar aquello que es importante de lo que no. Perderás menos tiempo y enfocarás mejor tus esfuerzos a lo que quieres. Más que nada, la resiliencia te ayuda a saber qué es lo que realmente deseas en tu vida. Y no hay nada mejor que una persona que sabe perfectamente hacia dónde se dirige.

Relativizarás los problemas

Tocar fondo sirve para relativizar los problemas y no centrarte en las situaciones patológicas o de difícil solución. Y el resultado es que tu estrés se reducirá y te fortalecerás porque verás que las cosas no son tan difíciles. Una persona resiliente es, por regla general, una persona que está centrada. 

Seleccionarás mejor tus relaciones sociales

La persona que ha pasado por una prueba dura aprende a seleccionar mejor sus relaciones. Sabrás qué personas te interesan y cuáles no. En definitiva, las personas resilientes tienen una capacidad de establecer vínculos más saludables con su entorno.  Esto permitirá abrir un círculo virtuoso y que te sientas mejor en tus interacciones.

A modo de conclusión

Efectivamente, el hombre que se levanta es más fuerte que el que no ha caído, aunque esto no significa que tengamos que buscar la caída :). ¿Te ha interesado este artículo y la tesis que defendemos? Dínoslo en nuestra página web o en el perfil de Instagram

Fuente de la imagen: https://unsplash.com/photos/n6EdYIwpqp4

Sin comentarios

Dejar un comentario